jueves, 1 de agosto de 2019

La seguridad de tu gato en el hogar


Al igual que con los niños pequeños, hay que pensar si nuestro hogar está adaptado y es seguro para nuestro gato.

La seguridad de tu gato en el hogar

Peligros para tu gato en el hogar

Caídas

A los gatos les encanta explorar el espacio, aunque es bueno para su desarrollo, puede reportarles algunos peligros. Hay que contar con que las escaleras, los balcones, las ventanas y las puertas abiertas implican riesgos de caída.

Si bien es cierto que los gatos son muy ágiles y suelen caer de pie, no viene mal adaptar tu hogar a tu gato y, en la medida de lo posible, conseguir que aterrice en buen lugar.

Quemaduras

Es el sitio donde se dan la gran parte de accidentes domésticos. Hay muchas cosas que pueden llamar la atención de tu mascota, por lo que hay que estar atento y no dejar cosas a su alcance, ni que paseen y salten a su gusto por la cocina.

Electricidad

A los gatos les encanta morder los cables de los aparatos electrónicos y los cables de la luz. Como has podido comprobar, a los gatos les encantan los cable o cuerdas que se mueven.

Intenta no dejar cables a mano ya que, al morderlos, pueden cortocircuitarse y que les produzcan quemaduras internas graves.

Intoxicación

También les gusta mucho explorar nuevos sabores. Hay alimentos que, pese a ser nocivos o incluso mortales, les atraen por su sabor (anticongelante).

Es importante mantener los restos de alimentos, la basura y los productos de limpieza fuera de su alcance.

¿Cómo proteger a tu mascota?

Ante todo, contrata una alarma. Si puede tener detector de incendios y circuito cerrado de televisión, mejor.

Puede parece algo fuera de lugar, pero se pueden dar problemas como allanamientos e incendios que pongan el peligro a tu mascota.

Además, el poder ver a tu gato a través del móvil en el momento que quieras, te dará tranquilidad al estar fuera de casa.

También es importante que les pongas rascadores por toda la casa. Es algo indispensable para ellos y así evitarás que te destrocen los muebles y puedan comer algún material que les siente mal.

Guarda todos los productos peligrosos en armarios inaccesibles. Lo mismo con los aparatos electrónicos o cables de luz (los puedes proteger con fundas de plástico).

0 comentarios:

Publicar un comentario